El show del 10 – URUGOL – Portal de Noticias del fútbol Uruguayo e Internacional

Argentina derrotó a Brasil por 4 a 3 en un partido amistoso disputado en el Estadio MetLife de Nueva Jersey y Lionel Messi fue figura al anotar tres goles. Del otro lado, un resignado Neymar tiró: “Es simple. Es el mejor del mundo”.

 

Por Danilo Costas – @DCostas8

Es un clásico y como tal, tuvo todos los condimentos. ¿Que importa que se haya jugado en otro continente si el fútbol es el mismo? Una vez más, la marquesina anunció a Lionel Messi y a Neymar frente a frente. Como en aquel Barcelona – Santos por la final del Mundial de Clubes, cuando los brasileños viajaron con las valijas llenas de ilusión y retornaron con las valijas llena de goles.

 

Desde la izquierda, con el paso corto y el pulso a mil, Messi comenzó a marcar la diferencia tras el gol de Rómulo, que abrió la cuenta para el equipo de Mano Menezes. El resto de la historia ya es conocida. Marcó tres goles, eclipsó a Neymar de una manera insólita y fue la manija de un equipo que lo necesitó en el momento más duro.

 

Como siempre, el entrenador argentino es fustigado por sus propios hinchas. Los constantes fracasos deportivos, agotaron la paciencia de un pueblo futbolero que ya no quiere saber nada con los tiempos y los procesos. Argentina quiere resultados y eso, es evidente. Pero hay algo que es claro. La mejor versión de Messi se puede ver con Alejandro Sabella. Su ubicación en el campo, los hombres que lo rodean y la posibilidad de tener metros por delante para explotar su velocidad, han sido las condiciones ideales para que Messi comience a brillar con la blusa albiceleste. José Pekerman, Alfio Basile, Diego Maradona y Sergio Batista fracasaron rotundamente al intentar explotar a Messi, como lo hacia Pep Guardiola.

 

La inclusión de un volante mixto como Fernando Gago junto a un polifuncional como Javier Mascherano, equilibran la mitad de la cancha para que los rápidos exploten. Con Ángel Di María por la izquierda y José Sosa por la derecha, Sabella gana en explosión y creación al servicio de un Lionel Messi que se ubica un paso detrás de Gonzalo Higuaín.

 

El nuevo esquema le posibilita estar más cerca del arco para desarrollar la velocidad final que lo ha convertido en el mejor del planeta. A su vez, si el partido se complica, puede bajar algunos metros para crear el fútbol junto a Sosa y Dí María. Sabella también puede darle ingreso a Agüero, de gran temporada en Inglaterra, y tirar a Messi unos metros a la derecha. Eso se vio en el choque frente a Ecuador y le dio grandes resultados.

 

Sabella aprovecha al mejor y eso se nota. Por eso, tras marcarle tres goles a Brasil y llevarse la pelota bajo el brazo, Neymar no tuvo otra cosa que asumir la realidad y afirmar: “Es así de simple. Es el mejor del mundo y con un poco de espacio, hace lo que quiere”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *


− 2 = zero

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>